Campings

Los holandeses cuentan con una magnífica reputación como campistas en el extranjero, pero la mayoría va de camping en su propio país. Holanda disponen de una amplia selección de campings, tanto en las provincias costeras como en las boscosas. La mayor parte de los campings suele abrir de abril a octubre.

Campings básicos y de lujo

El camping te permite personalizar tus vacaciones para que se adapten a lo que andas buscando. En función de qué quieras, puedes acampar en lo que se llaman «zonas no parceladas de acampada», que han sido identificadas por la Comisión Forestal Holandesa y ofrecen instalaciones limitadas, o puedes decidirte por un camping familiar, con piscina, parque infantil y muchas otras actividades para los niños. Además, muchos campings ofrecen alojamiento en pequeños bungalows o cabañas.

Una acampada nada convencional

En Holanda hay numerosos campings y tiendas que se salen de lo convencional. Puedes dormir en una tienda colgada de un manzano, en un yurt mongol tradicional, en un tipi e incluso en una lujosísima tienda de safari que dispone hasta de una bañera.