Appelflappen

2772 Visitas

Appelflappen

La manzana es una de las frutas más versátiles y utilizadas en la cocina holandesa. Muy apreciada en platos salados, como el hemel-en-aarde (puré de patatas y manzana ácida con panceta ahumada), y en dulces y pasteles, como su famosa tarta de manzana.

Leer más

La manzana es una de las frutas más versátiles y utilizadas en la cocina holandesa. Muy apreciada en platos salados, como el hemel-en-aarde (puré de patatas y manzana ácida con panceta ahumada), y en dulces y pasteles, como su famosa tarta de manzana.

Si tienes tiempo, no dejes de probar los distintos platos a base de manzana que hay por todo el país. Casi todas las buenas panaderías de cualquier pueblo o ciudad tienen su propia especialidad. ¡Pide consejo sin complejos, lo más probable es que los propios empleados te recomienden su producto favorito! Pero si tienes prisa, o quieres seguir explorando la ciudad, entonces no te pierdas un dulce que puedes saborear mientras caminas: el appelflap. Con una tierna cubierta de hojaldre rellena de manzana fresca y dulces pasas, esta deliciosa empanadilla de manzana es un buen punto de partida para empezar a explorar la rica y variada historia de los pasteles y tartas holandeses.

Appelflappen (empanadillas de manzana)

  • 20 gramos de pasas de Corinto
  • 20 gramos de uvas pasas
  • 3 orejones de albaricoque
  • 100 ml de zumo de manzana
  • 2 manzanas Jonagold o similar
  • 2 cucharadas de azúcar
  • Una pizca de canela
  • 1 paquete de hojaldre congelado
  • Azúcar

Añadir los dos tipos de pasas y los orejones al zumo de manzana y dejar en remojo al menos una hora, y mejor toda la noche. Mientras el hojaldre se descongela, pelar y despepitar las manzanas, y partirlas en trozos pequeños. Escurrir la fruta que estaba a remojo, reservando el líquido. Picar los orejones en trocitos pequeños, y añadirlos con las pasas a las manzanas. Mezclar bien. Añadir el azúcar y la canela y revolver hasta que todo esté bien mezclado. Reservar.

Separar los cuadrados de hojaldre (o cortar las láminas de hojaldre en unos 10 cuadrados). Colocarlos con una esquina apuntando hacia abajo. Poner algo más de una cucharada de relleno en la mitad inferior del cuadrado de hojaldre, humedecer los bordes de la pasta con el líquido de remojo de las pasas, y doblar la otra mitad del cuadrado para formar un triángulo. Apretar con cuidado la pasta en los bordes y alrededor del relleno, para cerrar bien la empanadilla.

Colocar los triángulos sobre papel de hornear en una bandeja de horno, y guardarlos en la nevera. Calentar el horno a 200ºC.

Cuando el horno haya alcanzado la temperatura adecuada, sacar las empanadillas de la nevera, humedecer la parte superior con un poco de agua y esparcir el azúcar por encima. Colocar la bandeja en el centro del horno, y cocinar las empanadillas durante unos 20 minutos o hasta que estén doradas. Se pueden comer frías o calientes.

Descubre Holanda en todas las estaciones del año

Holanda es preciosa en todas las estaciones. Descubre las mejores sugerencias de vacaciones para primavera, verano, otoño e invierno.

Leer más