Operación Veritable

En el invierno de 1944, las unidades aliadas presentes en la zona de operaciones habían llegado a un punto muerto en varios lugares alrededor de Nimega. Se libraron varias batallas estáticas hasta que se puso en marcha la Operación Veritable, también conocida como la Batalla del Reichswald. Esta batalla supuso un momento decisivo hacia el fin de la Segunda Guerra Mundial. En el comienzo de la Ofensiva Renania, una operación a gran escala para recuperar la zona al oeste del río Rin, 4y después cruzarlo, participó un gran número de soldados británicos, canadienses y estadounidenses para hacer retroceder a las Potencias del Eje a Alemania.

  • Descubre la historia de la Operación Veritable y su repercusión en la liberación de Holanda.
  • Visita los lugares clave de la liberación en los alrededores de Groesbeek y Nimega.
  • Rinde homenaje a los soldados Aliados caídos en el bosque Reichswald y en el Cementerio de Guerra Canadiense de Groesbeek.

Sigue el camino que recorrieron los Aliados durante la Operación Veritable

Planificada por el mariscal de campo Montgomery, la Ofensiva Renania estaba compuesta por varias ofensivas a gran escala que arrasarían la línea de defensa alemana en Europa occidental. La Operación Veritable desempeñó un papel clave en la ofensiva, con su famoso movimiento de pinza destinado a despejar a las fuerzas alemanas de la zona situada entre los ríos Mosa y Rin; un frente de exactamente 12 km de anchura. Una vez reunida una fuerza de más de 500.000 soldados alrededor de Groesbeek y Nimega en el este de los Países Bajos (incluidos el 1.er Ejército Canadiense liderado por el general Crerar y el XXX Cuerpo de Ejército Británico comandado por el teniente general Horrocks), finalmente se llevó a cabo la Operación Veritable el 8 de febrero de 1945. Para rodear a los alemanes, las fuerzas británicas y canadienses avanzarían desde el norte mientras que los aliados estadounidenses cerrarían la trampa desde el sur.

Descubre todo sobre el famoso plan de batalla en movimiento de pinza

En tiempos de guerra, muy pocos planes se desarrollan como se prevé. El movimiento de pinza se suspendió después de que los alemanes volaran el dique en el río Rur, ocasionando unas importantes inundaciones que impidieron al Noveno Ejército del general Simpson de los EE.UU. llevar a cabo sus planes. Es más, los batallones británicos y canadienses debieron enfrentarse a los alemanes y, también, a la climatología. Una subida cruel y fatídica de la temperatura hizo que el suelo se descongelara, convirtiéndolo en un lodazal insufrible para los soldados y los vehículos. Los Aliados tenían una gran ventaja numérica, con los regimientos británicos y canadienses tomando posiciones en todo el frente de batalla. Pero los alemanes aprovecharon las condiciones y el terreno para proteger el bosque Reichswald, transformado en una trampa cruel y mortal gracias a sus trincheras, pozos de mortero, alambres de espino y fosas antitanque.

La Batalla del Reichswald fue un acontecimiento verdaderamente sangriento

Antes de que comenzara la batalla propiamente dicha, una enorme carga de artillería de los Aliados — la más intensa que se haya visto jamás en el frente occidental durante la Segunda Guerra Mundial — azotó las posiciones enemigas para preparar el ataque principal. Esta fue apoyada por ataques aéreos, impidiendo que los alemanes recibieran refuerzos. Pero aun cuando se dio la señal para que las fuerzas de asalto comenzaran a avanzar lentamente hacia los aturdidos soldados alemanes, resultó ser una misión difícil y se retrasaron rápidamente. En algunas zonas, los hombres debieron vadear aguas heladas que les llegaban hasta la cintura; las devastadoras explosiones de las minas ocultas destrozaron tanques y vehículos, bloqueando los pocos pasos que había disponibles y, mientras seguía lloviendo durante días, el suelo, removido por los bombardeos y los vehículos pesados, se convirtió en un barrizal denso.

A lo largo de esta batalla, la lucha fue igual de intensa que durante cualquier momento de la guerra. Los soldados supervivientes llegaron a describir al bosque Reichswald como un matadero, con árboles y edificios destruidos, brutales actos de violencia y combates cuerpo a cuerpo inclementes. Después, Dwight Eisenhower describió la Operación Veritable como "Una de las campañas más encarnizadas y violentas de la guerra, una lucha feroz por la supervivencia entre los Aliados y los alemanes".

Un momento clave en la liberación de Holanda

Aun así, los soldados británicos y canadienses siguieron su avance, con las infanterías aún apoyadas por los tanques pesados y la artillería. Después de aproximadamente dos semanas desde el comienzo de la batalla, los británicos ocuparon la línea en el extremo oeste del Reichswald, a la cual habían esperado llegar en tan sólo tres o cuatro días. Y, cuando por fin empezaron a disminuir las inundaciones, los estadounidenses comenzaron su avance, con la Operación Grenade completando la trampa.

El cruce del río Rin el 23 de marzo de 1945 demostró ser la última batalla estratégica entre los Aliados y los alemanes en Europa. El éxito final de la Operación Veritable y la Ofensiva Renania allanaron el camino hacia la continua liberación de los pueblos y las ciudades de Holanda. Con los alemanes incapaces de defender la zona de la Renania, los comandantes Aliados pudieron continuar liberando el resto del país, y muchos de los soldados supervivientes fueron enviados a ayudar al norte, al oeste y al sur.

El coste a pagar fue muy elevado. Durante la Operación Veritable, los Aliados perdieron a 23.000 hombres y los alemanes 38.000; muchos de ellos se encuentran enterrados o conmemorados en el Cementerio de Guerra Canadiense de Groesbeek y en el Cementerio de Guerra del Bosque Reichswald justo al otro lado de la frontera alemana en Cléveris.

Visita el centro de la Operación Veritable

La zona central de la Operación Veritable es sorprendentemente pequeña, lo que permite visitar fácilmente lugares clave en visitas guiadas o autoguiadas. Además, Nimega es una base perfecta, ya que ofrece un fácil acceso al bosque Reichswald así como a otros lugares claves de la Operación Market Garden y la Batalla de Arnhem. Para conocer más detalles de la Ofensiva Renania, no te pierdas el Nationaal Bevrijdingsmuseum 1944-1945 (Museo Nacional de la Liberación 1944-1945). Situado en un paisaje verde y frondoso, es un lugar sereno en el que aprenderás todo sobre la liberación de Holanda mediante exposiciones, exhibiciones interactivas, películas, grabaciones de audio y eventos especiales. A sólo unos kilómetros de la frontera alemana, el Centro de visitantes Martinustoren en Gennep es otro conmovedor lugar dedicado a la liberación: ve los cortometrajes, escucha una transmisión de radio y detente a escuchar grabaciones de audio especiales señaladas por grandes rocas alrededor de la Ruta de la Liberación para descubrir más detalles sobre esta época tumultuosa de la historia mundial.

Pasa la noche en Nijmegen

Reserva tu estancia en la ciudad histórica de Nimega. Si quieres probar el lujo durante tu viaje, puedes reservar una estancia en Sanadome Nijmegen, un oasis forestal a las afueras de la ciudad. O si quieres pasar la noche en el centro de la ciudad, el Hotel de Prince ofrece variadas comodidades.


Te recomendamos
: Descubre más sobre la liberación de Holanda y las fuerzas Aliadas que desempeñaron papeles claves en la finalización de la Segunda Guerra Mundial.

Descubre esta histórica Ruta Conmemorativa en Holanda, que une los hitos más importantes durante el avance de los aliados.

Más Ruta de la Liberación